Por qué y para qué hacer un presupuesto 
Cualquiera sea nuestra situación económica, el presupuesto es la herramienta imprescindible para planificar nuestro día a día y nuestro futuro. Saber cuáles son nuestros ingresos y gastos mensuales permitirá realizar una planificación financiera para que el dinero rinda más. Todos tenemos planes de futuro que incluyen desde la compra de una casa, un auto, viajar, jubilarnos y vivir cómodamente, etc. Llegar a cumplir esas metas se hará más fácil si aprendemos a hacer un presupuesto y ajustarnos a él. Es común ver que esas metas de largo y mediano plazo, resultan cada vez más difíciles de lograr porque el dinero “se va” en gastos diarios. Esto no solo se da en familias de bajos recursos sino también en familias que disponen de buenos ingresos.
 
Hacer un presupuesto y monitorearlo día a día, le servirá para múltiples finalidades: Presupuesto.png

• saber en qué se va el dinero
• priorizar los gastos y adecuarlos a su ingreso.
• reducir o eliminar deudas.
• destinar cierta parte de su ingreso para el ahorro
• crear  un fondo para emergencias
• planificar metas a largo plazo
• llevar un control y seguimiento de gastos, evitando las desviaciones,
 
No se necesita más que un cuaderno o una planilla electrónica para poder llevar a cabo el presupuesto. Se deberá tener en cuenta que esta herramienta debe de estar disponible en todo momento para hacer revisiones y registros de los ingresos y gastos que van ocurriendo día a día.
 
Al realizar un presupuesto aparecen tres conceptos básicos que determinar: los ingresos, los egresos y un monto destinado al ahorro.
 
El presupuesto entonces, se convierte en instrumento muy importante para empezar a ahorrar, un hábito que muy pocos desarrollan fácilmente.
 
En primer lugar se deberán considerar los ingresos con los que contamos mensualmente y esporádicamente. Estos pueden provenir de: salario, jubilación, pensión, alquileres, trabajos independientes, honorarios, intereses de inversiones, etc.
 
Los egresos son todos los gastos y pagos que se realizan mes a mes. A fin de elaborar el presupuesto, es necesario identificar los gastos fijos del mes, como alquiler, educación, etc. También los variables, distinguiendo los que paga todos los meses de los extraordinarios. El uso de tarjetas de crédito o los préstamos, son comunes en las familias. Hay que detallar las cuotas de los créditos que se están pagando. Esto puede incluir gastos en las tarjetas de crédito, la cuota del préstamo de vivienda o de vehículo u otras deudas.
 
Luego, es importante determinar, a principio de mes, el monto de ingresos que se destinará para ahorro o inversiones. Es de vital importancia tener en cuenta que HAY que guardar un dinero para afrontar emergencias y/o alcanzar metas futuras. Por mejor que sean sus estimaciones, siempre surgen imprevistos.
 
No menos importante, para optimizar sus cálculos futuros, es controlar el presupuesto. Ud. deberá cotejar lo que estimó que iba a gastar con lo que realmente gastó y corregir posibles desviaciones.  
 
En resumen, la realización de un presupuesto, tendrá como consecuencia una mejor gestión de su dinero, le permitirá incluir el concepto de ahorro de modo de mejorar su calidad de vida.
 
Consejos básicos para encarar un presupuesto

 Presupuesto 2.png


• Anote todo lo que gasta en el mes, por más que sea un gasto menor.
• Analice en qué gasta su dinero y elimine aquellos gastos sin demasiado fundamento.
• Recorte los gastos circunstanciales o extraordinarios y reduzca los mismos hasta que la totalidad de sus egresos no supere el 90% de los ingresos. ¡Siempre se puede recortar gastos!